Encantado de conocerte

Mis comienzos con la fotografía nacen prácticamente desde mi infancia. Mi padre era mecánico de cámaras fotográficas y en casa siempre había alguna. Era inevitable coger las cámaras a hurtadillas, mirar por el visor y experimentar el “click” del disparo.

Mi primera cámara llegó casi a los 17 años;  la Yashica electro 35. No tenía números de diafragmas, a cambio si unos dibujos (sol, nublado, sombra e interior) en el objetivo que te indicaba como tenías que girar el anillo según la escena. La lente daba unas imágenes que hoy puedo decir que estaban a la altura de las más grandes.

Años más tarde, reparé varios tipos de cámaras como la Yashica FX3. Esto me ayudó en dos sentidos, lo primero, conocer el funcionamiento de la cámara y lo segundo, no quería ser mecánico. Disfrutaba más de la captura que de la reparación. Para los que no habéis destripado una cámara, os puedo decir que es casi divino la cantidad de piezas que tiene y que todas, absolutamente todas tienen su función.

Después de dejar la parte mecánica, fui formándome de manera autodidacta, comprando revistas temáticas, investigando, curioseando. Con mis primeros objetivos COSINA, ponía en práctica lo que aprendía. Todavía conservo mis anotaciones donde apuntaba la velocidad, el diafragma, el número de foto, la escena, la finalidad a conseguir…

Un año decides dar otro paso y me hago con mi primera FX100, varios objetivos y flash. Son tantas las satisfacciones que he tenido con esta cámara que cuando tuve oportunidad de venderla por la aparición de las digitales fui incapaz. Me invadía un sentimiento de culpa desprenderme de tantos momentos vividos con ella.

Después de estos pasos realizo un máster en EFTI, donde complemento mi formación rellenando lagunas. Aquí descubro el maravilloso mundo del blanco y negro. Ampliadoras, reveladores, carretes, fotoperiodismo, reportajes moda, iluminación, etc.

El aprendizaje siempre es constante y va ligado a la ilusión por seguir fotografiando. Sin pasión, dejas de amar lo que haces.

Durante más de siete años he realizado trabajos de documentación de backstage para María Lafuente, así como retratos, reportajes sociales algunos de ellos publicados en Telva, documentación de obra para Pedro Sandoval y Rosa Maroto entre otros.

Realizo reportajes sociales, eventos y retratos donde procuro distinguirme por mi manera particular de mirar las cosas.

Además de los citados anteriormente, hoy por hoy, formo parte del proyecto de Google (Google My Business) llamado, fotógrafos de confianza donde realizo tours virtuales para empresas que quieran tener su escaparate abierto 24/365 .

Tanto en lo profesional como lo personal e intento ser mejor persona, mejor profesional.

Gracias por oírme y visitar mi espacio.

La vida es como una cámara; enfócate en lo que es importante. Captura los buenos momentos, saca de lo negativo un aprendizaje revelado, y si las cosas no salen como las deseabas, intenta una nueva toma.

Ultimas entradas